por qué los neumáticos son negros

Las llantas tienen dos ingredientes principales: caucho natural y caucho sintético.

El caucho es un polímero elástico que surge como una emulsión lechosa (conocida como látex) en la savia de varias plantas, pero que también puede ser producido sintéticamente. La principal fuente comercial de látex son las euforbiáceas, del género Hevea, como Hevea brasiliensis. Otras plantas que contienen látex son el ficus y el diente de león común. Se obtiene caucho de otras especies como Urceola elastica de Asia y la Funtumia elastica de África occidental.

Estos tipos de caucho son mezclados con ácidos que permiten que se solidifique; son presionados y escurridos hasta eliminar todos los líquidos; es en ese momento en el que se le agrega carbón.

Carbón para llantas

El carbón negro es un polvo fino que se utiliza en la fabricación de muchos productos comunes. El noventa por ciento del carbón se utiliza en aplicaciones de caucho -neumáticos, en particular-, según la Asociación Internacional de Negro de Humo, mientras que el nueve por ciento se utiliza para pigmentos en pinturas y tintas.

Cada año se producen unos 18.000 millones de libras de carbón. Los productores parten de productos petrolíferos pesados y los refinan hasta obtener un polvo negro inodoro de partículas de distintos tamaños. Una característica que define a todos los tipos de carbón es su elevada superficie.

El carbón negro se utiliza en varias formulaciones con diferentes tipos de caucho para personalizar las propiedades de rendimiento de los neumáticos. Los ingenieros combinan diferentes grados de negro de humo en la banda de rodadura y en la carcasa para optimizar propiedades como la manejabilidad, el desgaste de la banda de rodadura, el consumo de combustible, la histéresis y la resistencia a la abrasión para las necesidades siempre cambiantes de los conductores actuales.

Proceso de creación de una llanta

Una vez que se ha mezclado un lote de caucho, éste pasa por potentes trenes de laminación que exprimen el lote en láminas gruesas. Estas láminas se utilizan para fabricar las partes específicas del neumático. El cuerpo del neumático, por ejemplo, está formado por tiras de tela recubiertas de caucho. Cada tira de tejido recubierto de goma se utiliza para formar una capa llamada capa en el cuerpo del neumático. Un neumático de turismo puede tener hasta cuatro capas en el cuerpo.

Para los talones de un neumático, se forman haces de alambre en una máquina envolvedora de alambre. A continuación, se forman los haces en forma de anillos, que se cubren con caucho.

El caucho para la banda de rodadura y los flancos del neumático pasa de la mezcladora de lotes a otro tipo de máquina de procesamiento llamada extrusora. En la extrusora, el lote se vuelve a mezclar y calentar y, a continuación, se fuerza su salida a través de una matriz -un orificio con forma- para formar una capa de caucho. El caucho de los flancos se cubre con una lámina de plástico protectora y se enrolla. El caucho de la banda de rodadura se corta en tiras y se carga en grandes cajas metálicas planas llamadas libros.

Los rollos de caucho de los flancos, los libros que contienen el caucho de la banda de rodadura y los bastidores de Después de fabricar el neumático verde, se coloca en un molde para su curado. Con forma de almeja, el molde contiene un gran globo flexible. El neumático se coloca sobre el globo (vejiga) y el molde se cierra. A continuación, se bombea vapor en el globo, expandiéndolo para dar forma al neumático contra los lados del molde. Una vez enfriado, el neumático se infla y se prueba.

Foto: How products are made

Una vez fabricado el neumático verde, se coloca en un molde para su curado. Con forma de almeja, el molde contiene un globo grande y flexible. El neumático se coloca sobre el globo (vejiga) y el molde se cierra. A continuación, se bombea vapor en el globo, expandiéndolo para dar forma al neumático contra los lados del molde. Una vez enfriado, el neumático se infla y se prueba.

Los neumáticos se entregan a un ensamblador experto en una máquina de construcción de neumáticos. En el centro de la máquina hay un tambor giratorio plegable que contiene las piezas del neumático. El montador de neumáticos comienza a construir un neumático envolviendo las capas de tejido cubiertas de goma del cuerpo alrededor del tambor de la máquina. Después de unir los extremos de estas capas con pegamento, se añaden los talones y se fijan en su lugar con capas adicionales del cuerpo del neumático colocadas sobre los talones. A continuación, el montador utiliza herramientas eléctricas especiales para dar forma a los bordes de las capas del neumático. Por último, se pegan las capas de caucho extruido para los flancos y la banda de rodadura, y se retira el neumático montado -el neumático verde- de la máquina de fabricación de neumáticos.